Menú +

Tarta de chocolate ‘Vulcano Sar Cake’

Publicado on 9 Feb 2016 por el Confitería, Recetas

Rellena de mermelada de fresa

TARTA DE CHOCOLATE ‘VULCANO SAR CAKE’

Antes de comenzar con el detalle de su elaboración les dejo un vídeo de 20 segundos donde mis sobrinas asturianas les muestran paso a paso como prepararla. Están riquísimas, la tarta y las niñas. Son geniales.

Esta deliciosa y sencilla tarta de chocolate es fruto de la evolución a demanda de familia y amigos. Todo comenzó cuando hice mi primer bizcocho sencillo de limón con aceite de oliva. En aquel entonces la familia me dijo que sabía mucho a aceite y que le faltaban otros aromas. Así fue como decidí añadirle chocolate. Posteriormente pensé que igual bañando el bizcocho de chocolate con cobertura mejoraría la receta. Y así fue. El resto fue sumar almíbar, mermeladas, etc…

En la actualidad, algunos amigos, cuando les invito a venir a casa, directamente me piden que se las prepare, les encanta. También mi familia de Asturias, desde donde les escribo estas líneas. Nada más llegar me pidieron que la preparase, así que usé como pinches de cocina a mis encantadoras sobrinas de 7 y 5 años. En tan solo 20 segundos les resumo la receta, pero tranquilos, que aquí se las dejo paso a paso.

El nombre de vulcano viene dado por la forma cónica del bizcocho y que es así por pura casualidad, no por capricho personal. Primero fue la tarta y luego el nombre.

INGREDIENTES BIZCOCHO CHOCOLATE

250 gr de harina para bizcocho con levadura

4 huevos

200 gr de azúcar

1 vaso de yogurt natural

100 ml de aceite de oliva virgen

2 cucharadas soperas de cacao en polvo desgrasado

 

INGREDIENTES COBERTURA DE CHOCOLATE

300 gr de chocolate nestlé de repostería

300 gr de nata líquida para cocinar 35% materia grasa

70 gr de mantequilla

 

INGREDIENTES RELLENO

1 bote de mermelada de fresa o melocotón o naranja

300 ml de agua

300 gr de azúcar

 

Un auténtico pecado de chocolate

Un auténtico pecado de chocolate

 

BIZCOCHO DE CHOCOLATE

Comenzamos haciendo un sencillo bizcocho de chocolate en una fuente de horno circular desmoldable que previamente untaremos con mantequilla para evitar que se pegue el bizcocho.

Batimos los huevos un poco con el azúcar, añadimos la harina con levadura, mezclamos bien, sumamos el yogurt con el aceite de oliva, volvemos a mezclar y finalmente sumamos el cacao desgrasado. Debe quedar una mezcla homogénea y sin grumos, así que a batir a mano o si lo prefieren con máquina.

Vertemos la mezcla en el molde y le damos unos pequeños golpes contra la encimera a fin de sacar las burbujas de aire que pudieran quedar en el interior al batir.

Lo metemos en el horno que estará precalentado a 170º y lo dejamos cocinar unos 35 minutos a la misma temperatura. Antes de sacarlo debemos pincharlo para ver si está bien cocinado por dentro. Es importante que no quede crudo, pues tenemos que cortarlo. En este caso, como vamos  a empaparlo con almíbar, no importa que incluso nos quede un poco seco o demasiado cocinado.

EL RELLENO

Esperamos a que se enfríe un poco y lo cortados horizontalmente en dos niveles. Para esto pueden usar un cuchillo largo de pan o incluso un cuchillo largo jamonero. También existen utensilios de repostería. Ojo, no lo corten muy fino o luego con el almíbar se les romperá al montarlo. Yo coloco cada una de las tres partes sobre una bandeja para poder bañarlo bien.

Durante la cocción del bizcocho preparamos el almíbar.

El almíbar se prepara calentando la misma cantidad de agua que de azúcar en un cazo sin que llegue a hervir. Vamos moviéndolo hasta que esté bien disuelto. En este punto apagamos el fuego. Si continuáremos se iría evaporando el agua y quedaría más espeso, pero no es nuestra intención para esta receta.

Con el almíbar bañamos bien nuestro bizcocho. Esto es importante hacerlo con mimo pues luego nos pueden quedar zonas secas y se nota mucho al comerlo.

A continuación le ponemos una capa de mermelada de fresa en cada capa del bizcocho y volvemos montar cada parte para recuperar nuestra forma original.

Con la tarta montada me gusta ponerla sobre algún soporte en alto para que escurra bien el exceso de almíbar y así facilitar también bañarla de chocolate.

 

Interior de la Vulcano Sar Cake

Interior de la Vulcano Sar Cake

 

EL BAÑO DE CHOCOLATE

Ahora vamos a preparar el chocolate. Normalmente uso las tabletas de chocolate de repostería de Nestlé. Ya vienen medidas por peso en cada barrita de la propia tableta. Esto lo podemos hacer de muchas maneras, pero lo habitual es al baño María. Ojo, no hay que ir con prisa y meterlo en el microondas, corres el riesgo de quemarlo. Así que ponemos los trozos en una fuente de cristal y a su vez lo colocamos sobre una cacerola con agua caliente. Movemos para que se derrita el chocolate y añadimos la nata. Cuando esté todo mezclado sumamos la mantequilla. Debe quedar brillante, bien mezclado, homogéneo. Lo pasamos a una jarra y procedemos a bañar toda la tarta desde lo alto del bizcocho. No hace falta que sea perfecto, pero sí que recubra toda la superficie. Yo no lo igualo con una espátula, sencillamente me aseguro que los bordes también están bien cubiertos.

Ahora hemos terminado y metemos la ‘Vulcano Sar Cake’ en la nevera. Debe reposar por lo menos 5 horas para que el chocolate se solidifique lo suficiente. Posteriormente la pasamos a un plato, pues habrá escurrido por debajo el bizcocho todo el exceso de almíbar y por los lados el exceso de chocolate.

Espero que les guste y la disfruten con alegría en buena compañía, compartir es vivir.